Le suplica que le dé su polla

Esta jovencita hoy se ha levantado muy traviesa. Mira su cuerpo desnudo en el espejo y eso la pone mucho más caliente. Sabe que esté tremenda y eso le encanta. Coge todos sus juguetes y empieza a masturbarse, mientras su novio la observa desde la puerta. Se acerca a ella y acaricia todo su cuerpo mientras le ayuda a usar todos esos juguetes que tiene. La pone de rodillas y le folla la boca a esa puta tan cachonda, metiéndole la polla hasta la campanilla para que no pueda respirar. Su novia le hace una buena mamada, empapando toda su polla y por eso él le va a meter una follada muy dura. La tira encima del sofá y le folla el culo, abriéndolo bien mientras ella le suplica que no pare de follarla. La coge en brazos y la revienta con su polla hasta correrse.