La secretaria cachonda

Esta es la secretaria que todos quisiéramos tener en la oficina, una rubia de metro ochenta de grandes tetas cachondísima que le gusta poner cachondo a todos en la oficina haciendo fotocopias de las tetas el coño y el culo y calentando en las reuniones hasta que la cogió el jefe se la metió a su despacho y le dio lo que buscaba un buen orgasmo, la puso a veinte uñas en el escritorio y se la folló como ella quería.