Colegiala pelirroja follada a cuatro patas

Este tío se ha echado una novia nueva un poco peculiar. Vienen a su casa y se pone una faldita de colegiala porque sabe que a él le gusta. Se tumba junto a él en la cama y empiezan a besarse. La chica va desnudándole poco a poco hasta que le saca la polla. Se pone de rodillas en la cama, la agarra con la mano y se la mete en la boca. La chupa rápido y la moja entera y nota cómo crece la erección dentro de su boquita de guarra. El tío la pone a cuatro patas y le mete la polla dentro de su pequeño coñito. La chica empieza a mover su culo para que su novio le meta toda la polla dentro como a ella le gusta. Empieza a gemir y pide que se la meta toda de golpe. Se sube encima de él y empieza a cabalgarle, saltando rápido y moviéndose encima de su polla mientras le besa en la boca y le mira fíjamente a los ojos. El tío la tumba de lado en la cama, agarra sus pequeñas tetas y la folla más rápido, abriendo bien su pequeño coñito con su dura polla, golpeando sus huevos contra sus nalgas, dándole mucho placer a la pelirroja. Pero no aguanta mucho más y se corre por toda su falda y sus tetas.